lunes, 21 de noviembre de 2016

La aceptación y sus problemas





Desconocen mi color favorito
la talla de mis camisas
y el número de pie que calzo.
Nada saben de mis pesadillas
del nombre que grito en sueños
o de la risa tonta que me asalta y libera.
Ni cuál es mi letra o firma
el peor de mis poemas
la canción que tanto escucho y amo
o del dolor que me acompaña.
También ignoran mi número de la suerte
el talismán que cuelga de mi cuello
la comida que detesto
y el día de la semana que más me gusta.

Qué saben de mí.

Y sin embargo: creen, opinan, aseguran
ellos, los que no me aceptan
como si se hubieran tomado la molestia
de conocerme.

Y no, tampoco estoy dispuesto
a ser el que imaginan.
Yo sigo en crecer todo lo que pueda
sin apartarme un dedo
del rumbo que persigo y creo llevar.






acróbata



No hay comentarios:

Publicar un comentario