miércoles, 27 de agosto de 2014

Mi lugar.


El parque
los columpios
griterio
niños corriendo
padres tras sus hijos.

Y en una esquina
alejada 
ya lindando con las afueras
un viejo banco
repleto de nombres tatuados
a navaja.
En él, alguien
contemplando la tarde.
Creo que me está esperando.

¿Qué hacer?
Mis pasos me llevan.





acróbata

2 comentarios:

  1. Seguir el ritmo de la vida...especialmente en positivo, al latido de las cosas sencillas y bellas.
    Mi abrazo para ti
    mar

    ResponderEliminar
  2. Así las manos en el pecho, llevamos tatuada una espera.

    Saludos.

    ResponderEliminar