miércoles, 6 de noviembre de 2013

De perfil.


En mitad de la intemperie,
soledad de nubes y aire,
caminando de perfil
todos los vientos lo son menos.

La lluvia cala de igual modo.
Algo es algo.
La nada se antoja tanto,
tanto,
más.

El frío viene de dentro
de los mimbres que soportan
lo insoportable,
el peso de no dejarse caer.





acróbata

8 comentarios:

  1. el invierno de frente se me antoja insoportable

    ResponderEliminar
  2. El invierno hay que sudarlo.

    Tú es que eres friolera.

    ResponderEliminar
  3. Es brillante tu poema, amigo. Que continúen en pie esos mimbres. Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Esa insoportable levedad del ser...
    Besos acróbata.

    ResponderEliminar
  5. "La insoportable levedad del ser", Milan Kundera. Recuerdo que en años mozos la empecé, como diría Borges, no era mi tiempo de leerla. La buscaré y comprobaré si ya lo es.

    Besos, Magda.

    ResponderEliminar
  6. Ese frío interior tan difícil de vencer.

    Saludos, Tomás.

    ResponderEliminar
  7. Sí, Luna. Gracias por tus palabras.

    Besos, amiga.

    ResponderEliminar