miércoles, 9 de octubre de 2013

Desatado.


Mi manera de desahogarme
es soltando elefantes
en mitad de la cacharrería del verbo.

Que salga el sol por poniente
y no deje nada sin abrasar.
Dios es un mal perdedor
que se entretiene engendrando dolor.
No me partirá un rayo.”

Y una vez desatado.

Lástima que no se caiga la luna
y haga pedazos este mundo.
Cuándo demonios se abrirán
de par en par las puertas del infierno.
No tenía que haber nacido.”

Nada fácil me resulta parar.

Una pena que no se sequen los mares
y se caigan las montañas.
Me la suda la diosa fortuna
y su puta manera de ignorarme.
Ya me tenía que haber muerto.”

Pero no estoy solo
y ellas no son sordas
y me quieren
y se entristecen.

Y entonces,
sólo entonces,
es cuando de verdad
me siento morir un poco,
un mucho.

Y desearía ser mudo
y no haber dicho lo dicho
y aprender de una vez a callar,
a callar,
a callarme de una vez
y dejar que el ahogo pase
sin que escape por mis labios.

Mierda,
nunca supe guardar silencio.




acróbata



10 comentarios:

  1. ¿Sabes eso de que a veces te asalta un pensamiento porque si, y lo dejas guardado en algún rincón, y de repente un día ves por qué nació? Pues eso.

    Solo un poeta herido
    puede cicatrizar el miedo.

    Y lo hace desangrándose letra a letra, hasta que el dolor desaparece o se diluye...

    Besos acróbata.

    ResponderEliminar
  2. Totalmente de acuerdo con Magda, abre tu alma y suelta la pena, debemos enfrentar la realidad, pero recuerda Tomás, mi querido amigo, nunca dejes que el dolor se convierta en rencor, en amargura, no, nada merece que cambie todo lo grande que hay en ti.

    Un abrazo muy grande, de alguien que bien sabes también le es difícil callar, aunque a veces el dolor sea tan grande, que le asista el silencio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tendría que soltar mi alma.

      Gracias, Mayra.

      Besos.

      Eliminar
  3. El silencio crea muros tan infranqueables que nos aísla de todo, hasta de los seres queridos.
    Más vale dolerse a veces con el que sufre y expresar comprensión y amor que vivir ajeno a su dolor.
    No se trata de causar angustia gratuita, se trata de compartir.

    Muchos besos amigo mío.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú eres de las mías. La palabra con todas sus consecuencias.

      Gracias, Alejandra.

      Besos!!

      Eliminar
  4. Hay que expulsar los demonios, tus ángeles de la guarda deben saber ya a estas alturas que te estás practicando el exorcismo de rigor para no caer en el tedio. Don't worry, be happy.

    ResponderEliminar