domingo, 5 de agosto de 2012


En el propósito de estar
no se debe renunciar a ser,
dando paso a la nada absoluta
que rauda todo lo ocupa
cuando estando no se es.


acróbata

4 comentarios:

  1. Vamos camino del no ser.
    Imparables.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Pero mientras vamos seamos.
    No merece la pena estar si no se es...

    Gracias Toro por tus palabras.
    Que tengas una buena tarde.

    ResponderEliminar
  3. Para estar, primero ser. Y uno es como es, no?

    Saludos, Tomás.

    ResponderEliminar
  4. Estar es un estado, ser es una esencia.
    Y quién no ha fingido ser, estando?

    Seamos, sí.

    Que sean besos, muchos, requeteguapo.

    ResponderEliminar