martes, 15 de mayo de 2012

Ajustarse el cinturón.


Me resulta muy inquietante que sea precisamente esa pequeña minoría que sólo gastan tirantes los que no se cansen de decirnos a la inmensa mayoría que hay que ajustarse el cinturón.


acróbata

5 comentarios:

  1. Realmente vergonzoso. Y lo peor de todo es que cuando parece que no podemos ajustarnos ni medio centímetro más.... Aún nos llega al penúltimo agujero. No tiene fin.

    Besos acróbata

    ResponderEliminar
  2. Muy agudo, Acróbata. Si, es verdad...
    !Qué peñazos!
    Besos,

    ResponderEliminar
  3. Hasta hacernos sacar la lengua por la boca...

    Besito, requeteguapetón.

    ResponderEliminar