miércoles, 30 de noviembre de 2011

Sudores fríos.


Es escuchar a los políticos hablar de dinero
y me entran de repente en la billetera
unos copiosos sudores fríos
que si no fuera porque tengo la cuenta enferma
me acercaría inmediatamente al cajero
para no dejar ni un céntimo a la vista,
no vaya a ser que estas sordas molestias
que por ahora solo cursan con estados febriles
deriven en una grave peritonitis aguda
que acabe con mi maltrecha economía
muerta en la mesa de operaciones
tras una intervención bancaria a gran escala.


acróbata

13 comentarios:

  1. Ya somos dos ! Que miedo, por favor ¡
    Un besito

    ResponderEliminar
  2. Por este lado del mundo---> es igual!

    Una locura mundial.
    Muy buen escrito!!!!

    Abrazo grande

    ResponderEliminar
  3. Original hasta decir basta.
    Genial tu entrada...
    Al final terminaremos guardando el poquito dinero debajo del colchón , como a la vieja usanza..

    besos mediterráneos.

    ResponderEliminar
  4. ES PARA ESTAR ASUSTADOS. ME GUSTA TU BLOGS. UN CORDIAL SALUDO

    ResponderEliminar
  5. Ay pena, penita pena, que cantaba la folclórica de turno. Eso si a los que ya nos han bloqueado el sueldo una y otra vez, casi nada nos asuta ya.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Jaajajajajaj, muy bueno amigo mío, ya yo no tengo sudores fríos, por suerte vengo de una tierra donde nos acostumbramos a tantas penalidades que nada asusta, pero creo que lo mejor es guardarlo en casa, por si las moscas digo.

    Por lo demás me temo que tendrás que hacer acrobacias increíbles porque el mundo está en la fuacataaaaaaaaaaaaa.

    Besos, Tomas.

    ResponderEliminar
  7. Me recuerda a nuestro "corralito"...y fue sin anestesia.

    Saludo grandote, Tomás. Buenas noches.

    ResponderEliminar
  8. A mí, escuchar a los políticos hablando de nuestro dinero, me da ASCO, porque lo hacen sin ningún pudor.
    Ajustes necesarios para ti y para mí y los muy cabr***** con coches oficiales, escoltas, varias secretarias o secretarios, tarjetas con cargo a tal o cual organismo público, moviles de empresa u organismo de la administración, comidas y cenas de empresa, viajes en bussines y estancias el hoteles de cinco ***** o cinco superior... Lo que te digo, un auténtico asco.

    Un beso, Tomás, que ya dejo en este comentario la energía negativa de las cosas que veo en directo y a diario.

    ResponderEliminar
  9. Que puedo decir de nuevo, pues lo mismo "Asco".

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Asco y reASCO... Además de miedo.
    A mi por suerte, me enseñaron a guardar las moneditas a buen recaudo. Y si se tratara de guardar billetes, el señor FLEX de toda la vida

    Buena metáfora acróbata!!! Agresiva y certera
    Besos

    ResponderEliminar
  11. :)
    No te me enfermes oyess?
    Por la política no hay que caer malito.
    Es un mal generalizado, mucho me temo.
    Besos, guapo.
    Eres un sol, pero ya te lo había dicho, no?
    Pues te lo digo.

    ResponderEliminar
  12. No tendrían que hablar de nada, tendrían que hacer.
    Me uno a tus sentimientos :)
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. Sabio y amargo tu bonito poema.
    Un saludo.

    ResponderEliminar