martes, 28 de junio de 2011

Mercados.


Mi dinero
y tu dinero,
nuestro dinero
Para tapar sus agujeros.
Mi casa
y tu casa,
nuestra casa
Para sanear sus números.
Mi trabajo
y tu trabajo,
nuestro trabajo
Para incrementar sus beneficios.
En definitiva:
Mi esfuerzo, mi sudor, mis sueños
Tu lucha, Tus fatigas, tus desvelos
Todo, todo, ¡todo lo nuestro!
para ellos,
siempre para ellos.


          acróbata

12 comentarios:

  1. Y sí... siempre es para ellos, y poco se puede hacer.
    Besos, acróbata.

    ResponderEliminar
  2. Hola Tomás!!

    No puedo ahora escuchar la canción,espero hacerlo más tarde.

    Tienes razón,siempre es para ellos,nuestro esfuerzo,nuestra sangre,nuestro sudor...y los beneficios son suyos!!!

    Un abrazo,eso es nuestro!!

    ResponderEliminar
  3. Demostrado queda que son insaciables.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Cuanto más se les da, mas reclaman. No se sacian con nada.
    Un saludo Tomás.

    ResponderEliminar
  5. Ayyyy Tomás, puta vida esta que nos ha tocado vivir. Lo mismo decían los que pagaban tributos a los grandes señores, en realidad, nada cambia.

    Marikosan

    ResponderEliminar
  6. Si no les hubiera votado nadie ahora no tendríamos que soportarlos.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Fuertes y certeras letras, pero los sueños no les pertenecen, recuerdalo siempre amigo, pueden comprar lo que se pone en venta, pero la esencia de la libertad que va contigo, eso, los jodidos, no pueden comprarlo.

    Un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  8. Perra vida, te comen vivo en cuanto empiezas a intentar caminar solo. No hay escapatoria, ya casi ni nos queda el derecho al pataleo.

    ResponderEliminar
  9. Y bueno, aquí le dimos a las ollas, gran cacerolazo, algo cambió. Y ellos lo saben...
    Como dice Mayra, los sueños, esos son nuestros.

    Saludos muchos, Tomás.

    ResponderEliminar
  10. Estó me recordó la sonrisa amigable que me transfirió el chico de la ventanilla del banco esta misma mañana. También la del chico que se llamó a si mismo " mafioso" detrás de la mesita mientras resolucionaba " mi declaración" ja, ja, la de renta;)) Y también me recordó las vaciones de agosto que me recien " sablearon" en pos de la crisis...

    Aunque esto, debo admitir al no ser compartido, duele sólo " la mitad".

    BESOS PARA TI ( jajaja, es quizás lo único que no se llevan ellos) ;))

    ResponderEliminar
  11. Y vuelven siempre a por más, son insaciables.

    Al final he pensado, porque no volvera a la carga Curro Jimenez, recortada en mano, porque ni por escirto ni a voces nos oyen.

    En fin..

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar