martes, 10 de mayo de 2011


Soy lo que ves,
lo que escuchas,
lo que hueles,
lo que palpas...
En definitiva,
soy lo que percibes.
Ahora bien, ya no sé…
Si soy lo que esperabas.

                              acróbata

21 comentarios:

  1. La verdad es que hay veces que las personas no son lo que esperamos, te pueden sorprender para bien o para mal.

    Besos!

    ResponderEliminar
  2. Somos como somos, con nuestros defectos y nuestras virtudes. Que hay cosas que podemos cambiar de nosotros mismos, sí, pero en el fondo estamos hechos de una manera determinada y eso, es fundamental.

    Bss.

    ResponderEliminar
  3. Pues yo creo que nos esa descripción si vas a ser lo que se espera, si una persona es transparente, es lo que hay.
    Muy bonito, volveré si me lo permites

    ResponderEliminar
  4. nadie debe dar excusas por lo que es , se es lo que se es ... y ya
    creo que tendriamos que aprender a mirarnos de otra formas...
    quien la gente cree que somos, quien creemos nosotras que somos , y quien somos realmente...
    sacando conclusiones de las dos primeras...y veremos una realidad que nos complacera mas.
    saludos mi querido amigo... Lucia

    ResponderEliminar
  5. Nunca somos lo que los demás ven en nosotros y seguramente tampoco lo quisieramos la mayoria de las veces.
    Buena semana.

    ResponderEliminar
  6. Eso es problema de los demás, siempre habrá alguien esperando a alguien distinto o producto de su imaginación (no se puede agradar a todo el mundo).
    Lo que leo de ti me gusta.
    Besos

    ResponderEliminar
  7. La gente en general espera demasiado de todo.

    ResponderEliminar
  8. Cuando se quiere a alguien se le quiere por lo que se ve, por lo que demuestra. Unos son más transparentes que otros y no siempre nos mostramos a todo el mundo de la misma manera ni todo el mundo nos ve como realmente somos.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Siempre se espera más del otro,quizás por la obnubilación del primer momento,sea pareja o nó,para luego poco a poco perder el interés.Lo importante es aceptar a esa otra persona tal cuál es y no intentar cambiarlo.
    Aceptar para comprender.
    Besos.

    ResponderEliminar
  10. A veces uno espera a alguien y se encuentra con otra persona distinta... y quizás sea para bien.

    Lo importante es aceptar las cosas.
    Me gustó mucho tu entrada.
    Mil saludos.
    Diego.

    ResponderEliminar
  11. Me permito unir la fotografía de tu posterior entrada con éstos versos.
    Lo que se es, acaba por resplandecer, con la luz del final del túnel de la vida.
    Lo demás, son irrealidades.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  12. Muchas gracias amigos por dejarme vuestras palabras.

    Bienvenido Simplemente yo.

    Haces muy bien Juan, esa es la idea, intento en mis entradas establecer, dentro de lo posible, una relación entre letras, fotos y música. Normalmente con las fotos esta tarea resulta más sencilla, pues muchas veces las hago pensando en algunas letras ya escritas, con la música la cosa se complica, pues tengo que recurrir a lo que encuentro por la Red.

    Abrazos gente.

    ResponderEliminar
  13. Eres tú mismo, no una espectativa de nadie...
    ¡Me encanta como eres!.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. A veces vemos y escuchamos lo que deseamos, no la realidad. Es cuando decimos, "no era lo que esperaba...", el error está en nosostros mismos.
    Muy linda entrada, Tomás. Un saludo grandote.

    ResponderEliminar
  15. Lo importante mi querido amigo, es estar en sintonía con el resultado de lo que somos, lo que esperamos de los demás es imposible establecer certezas, porque no todo lo que parece ser es, ni todo lo que es, parece.

    Abrazos muchos, a TI y lo QUE ERES.

    ResponderEliminar
  16. me gustó la reflexión...siempre se espera y quizás deberiamos aceptar en lugar de esperar...
    soy lo que soy, soy todo lo que me pasa...

    Un beso enorme!

    ResponderEliminar
  17. Cuando quieres a alguien siempre le percibes como algo que esperar, en mayor o menor medida.
    Muchos besos Acróbata.

    ResponderEliminar
  18. Pues que te lo digan pero eso ya será problema de el otro ¿no?
    Un besote

    ResponderEliminar
  19. Versos lanzados a quemarropa, como un herrumbroso dardo ¡inesperado! El lector se conmueve y lo pones contra la pared.
    Definitivamente me quedo aquí, disfrutando tu trabajo.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  20. tantas veces me he repetido lo mismo, pero en definitiva, si no cumplimos las espectativas de los demás ¿ que problema hay? o mejor dicho ¿ quién tendrá el problema? esperar algo de alguién resulta absurdo pues es de nosotros mismos de quién más deberíamos esperar...

    Te felicito por ser como tú eres ;-)

    Besicos!!

    ResponderEliminar
  21. Hola Tomás!!

    Decididamente eres,no hay que esperar ser como la otra persona quiere que seas o como espera que seas,somos tal cual,les gusta a los demás o no,no se puede cambiar al gusto del otro,porque sino estaríamos cambiando constantemente de identidad y cada uno tiene su carácter,su personalidad forjada a base de años de ir acumulando experiencias y gracias a nosotros mismos,somos así.

    Buena fotografía,sí señor!
    Gracias por venir a verme,guapo!
    Un abrazo

    ResponderEliminar