jueves, 20 de enero de 2011

Basta Ya.



En vista del cariz que están tomando últimamente las disputas políticas por los diferentes partidarios de uno u otro bando en la ciudad del horizonte colorado muchos párrocos están descolgando los Santos y las Vírgenes de las paredes de las iglesias al grito que “Vienen los Rojos” mientras tanto en el antiguo barrio castizo de extendida mezcolanza de culturas, conocido popularmente como el pequeño Babel del Oeste, sus habitantes más iconoclastas y originales trabajando juntos hombro con hombro están levantando altas empalizadas cantando todos al unísono el “No Pasarán”.

A base de atizar rescoldos que aún en algunos momentos hacen amago de soltar algo de calor ya verás como entre todos acabamos de abrasar a la abuela y luego vendrán los lamentos comentando entre todos la matamos y ella sola se murió. Basta ya de sembrar violencia a través de cualquier medio para granjearse el apoyo de unas cuantas ovejas descerebradas que como ganado detrás del pastor apenas si necesitan que éste suelte los perros de su boca para creerle y si luego sobreviene una desgracia levantar sus manos limpias escandalizándose por los hechos ocurridos.

El valor de La Democracia no radica en descalificar al adversario para hacerse con el poder, sea éste del signo que sea, su verdadero valor es presentar alternativas válidas a lo que no funciona y continuar con lo que si da buenos resultados.

¡BASTA YA!                                                                                  

                                                                                         acróbata


Me da exactamente igual el municipio, pueblo o ciudad que cada uno pueda ver en esta reflexión, está hecha a partir de los muchos casos de violencia verbal, cuando no física, que se da en demasiadas partes a lo ancho y largo de la geografía, viniendo ésta tanto por un lado como por el otro. Los ciudadanos estamos cansados de ver tanto atropeyo y muy pocas soluciones a los problemas reales de la gente.

7 comentarios:

  1. ¡¡¡Basta, basta y basta yaaaaa!!!
    Me encanta, me identifico y coincido en toda tu reflexión. Y como lo has contado tan bien, no añado adorno alguno.
    Me encanta.

    ResponderEliminar
  2. son mentes retrógradas que solo creen en la violencia como medio para acceder a sus verdaderos intereses. Solo piensan en ellos amigo.
    jeje, bien pudiste ser panameño cuando la escribiste o tal vez iraní, pero te felicito por tu valor al expresar lo que sientes y poner de manifiesto lo real. Estoy contigo...
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Tienes razón. Estos problemas están por todas partes.Lamentablemente los ciudadanos seguimos con toda clase de dificultades mientras los políticos se pelean.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Hace tiempo que yo llegué a la misma conclusión, pero como parece que no basta, sino que siguen avivando viejas hogueras, yo me he desconectado del mundo político.

    ResponderEliminar
  5. Tal cual, no pude mas que pensar en la situacion en Argentina, un ejemplo contundente de lo que dices en tu texto.Quizas sean palabras nacidas de las vivencias en tu propio suelo, pero vamos, que parece que la raza de los politicos tiene el mismo adn alrededor del mundo!
    Mi saludo cordial.

    ResponderEliminar
  6. Tan triste como cierto, lo que expones, Tomás. Es lamentable la trayectoria de gobernantes y oposición. Más que un escenario político serio y coherente con la problemática actual, parece un patio de escuela, dónde los niños se pelean y se reprochan quién pegó primero o quién pegó más fuerte.
    Te dejo un abrazo compi.

    ResponderEliminar
  7. Completamente de acuerdo contigo Tomás,más soluciones para los problemas que en todas partes hay,no necesitamos más enfrentamientos,sino que se sienten a dialogar y pongan sobre la mesa toda su inteligencia y no reproches,que de esos no hacen falta más.

    Un abrazo y un texto extraordinario.

    ResponderEliminar