jueves, 11 de marzo de 2010

¿Todo es lo mismo?


Un paso después de otro dado
mejor así que estar postrado.
Un plomo que quiere ser pluma
soñando con volar mecido
por el caprichoso viento de la vida.
Una pluma que desea ser plomo
añora la estabilidad quieta
de la cercanía del suelo conocido.
Llueve a gusto de la nube gris
la que se posa cada tormenta
en la sierra alta del conformismo.
Llueve a disgusto del sol brillante
el que ilumina las frentes altivas
de los que no rinden su espada.
Viento que arrastra por esta ladera
las piedras que mastica mi pena,
la que saco a la ventana abierta
que tengo para vaciar mi alma.
Viento que arriba risas y alegrías,
unas vienen solas, otras traen compañía.
A la aldaba de mi mente llaman
y abro la puerta de mi morada,
pasan, confortan y se marchan.
Sol vivo que abrasa vacíos llenos
en las tardes que todo lo vemos pálido
Sol pálido que calientas corazones
en las mañanas que todo lo sentimos vivo.
Donde hoy veo rojo, tú ves verde,
donde mañana tú ves rojo, yo veo verde.
Todo es lo mismo, nada es igual,
nada es lo mismo, todo es igual.


acróbata

No hay comentarios:

Publicar un comentario